Mandatario presentó ante el Jurado Nacional de Elecciones promesa electoral donde precisaba que en su gobierno se incrementaría anualmente el 0.5 % en el sector Salud.  

Escribe: Marlon Castillo / Conexión Vida

Lima, Perú.- La promesa electoral, contemplada en el Plan de Gobierno de Peruanos Por el Kambio sobre el incremento  del presupuesto en salud de 0.5% anual hasta alcanzar el promedio del continente, pasó a ser parte de los compromisos incumplidos del actual mandatario, tras darse a conocer el proyecto de Presupuesto del Sector Público para el Año Fiscal 2018, remitido al Congreso de la República.

Aunque el financiamiento para el sector salud subió a comparación del año pasado, existe aún la brecha del 0.2% , por lo que se ve cada vez más lejos alcanzar el 7.5% del Producto Bruto Interno (PBI – Valor total de los bienes y servicios producidos en un país durante el año) del presupuesto del sector salud al 2021.

“A veces se sacan promedios que nos dan una falsa idea que se está llegando a cumplir los objetivos del presupuesto en Salud”

Puedes descargar el Plan de Gobierno de PPK y revisar la página 42

El primer ministro Fernando Zavala informó que la salud es uno de los temas priorizados en el Proyecto de Ley de Presupuesto General de la República para el 2018, junto a infraestructura y educación. En ese sentido, refirió que en el proyecto de ley, enviado el día de ayer al Congreso de la República, se ha incrementado en 16% el presupuesto asignado al sector salud, contemplándose una partida de S/ 16,027 millones, frente a los 13, 776  millones presupuestado este 2017.

Presupuesto año fiscal 2018

¿Engaño?

Lo cierto es que pese al promocionado incremento presupuestal, existen voces críticas que indican que el financiamiento no logrará mejorar la crisis del sistema y que además requiere de una buena planificación y capacidad de gasto del sector.

El Parlamentario de Fuerza Popular, Segundo Tapía, señaló en el twitter  que a Salud  solamente se aumentará 0.34% del PBI (2,251 millones de soles), cuando la promesa fue de 0.5% del PBI, lo que significa que el aumento debió estar por los 5 mil millones de soles.

A las críticas se sumó el Presidente de la Comisión Nacional de Planeamiento Estratégico de la Comisión Nacional de Salud Moisés Méndez Mondragón quién pidió a la población no dejarse engañar por los números gruesos del proyecto de presupuesto presentado por el Ejecutivo al Legislativo.

“A veces se sacan promedios que nos dan una falsa idea que se está llegando a cumplir los objetivos del presupuesto en Salud, cuando se prometió más dinero”, expresó el experto en temas de salud.

Calificó como “propaganda engañosa”, decir que en Salud y Educación se está dando prioridad al presupuesto.

VIH  y Tuberculosis 

El Proyecto de Presupuesto General de La República ha contemplado unir el programa de VIH junto con el de tuberculosis, donde se le asignará un total de 655 millones de soles para el control, prevención y tratamiento de ambas condiciones de salud.

Se detalla que del monto total, 276 millones irán a las regiones y 67 a los gobiernos locales, mientras que el nivel central tendrá una disponibilidad económica de 313 millones de soles.

Foto: Captura Proyecto de Presupuesto Fiscal 2018

El gasto del Gobierno Nacional destinará S/ 2 104 millones al Seguro Integral de Salud  que durante el Año Fiscal 2018 podrá realizar modificaciones presupuestarias en el nivel institucional a favor del Ministerio de Salud, para que a través del Centro Nacional de Abastecimiento de Recursos Estratégicos en Salud (CENARES) , compre productos farmacéuticos, dispositivos y otros productos sanitarios, en beneficio de los afiliados al SIS.

Cabe indicar que el proyecto de presupuesto para el  2018 asciende a S/157,159 millones y representa el 21% del PBI.  El primer ministro indicó que 5% de este incremento responde al normal del presupuesto y 5% recursos que se destinarán a la reconstrucción del niño costero.

Aún el Congreso de la República, deberá debatir y aprobar el presupuesto general de la república para el próximo año. No se descarta que existan ajustes a las cifras que ha brindado el Ejecutivo.