En las celebraciones por el  inicio del 2017, muchas personas desean celebrar esta fecha a lo grande, y muchas veces se cometen algunos excesos que podrían traernos consecuencias inimaginables.

Escribe: Marlon Castillo / Conexión Vida 

Lima, Perú .- Sin lugar a dudas, las fiestas de fin de año, son un momento de celebración, alegría y mucha unión familiar, sin embargo, existen accidentes que podrían arruinar nuestras actividades, debido a que durante esta época, existe mucho descuido por la algarabía y el festejo.

El exceso en la comida y alcohol se presentan con frecuencia en fin de año y las personas que viven con el VIH y toman su tratamiento médico deben tener en consideración no abusar de la bebida alcohólica o comidas con alto contenido de grasa o harinas. Para los especialistas el alcohol  que ingresa al tubo digestivo, pasa a la sangre y luego se traslada a los diversos sitios en donde genera sus efectos, principalmente al cerebro. Al cabo de un tiempo se metaboliza en el hígado para después perder su efecto.

Tratamiento para el VIH y alcohol 

Los medicamentos atraviesan el mismo proceso. Al ingerirlos, pasan del tubo digestivo a la sangre y de allí a los sitios en donde tienen su efecto. El problema puede presentarse cuando se ingieren en simultáneao y son metabolizados por las mismas enzimas, ya que estas metabolizan menos ambas sustancias, provocando que tengan un mayor efecto.

Por ejemplo, algunos infectólogos indican que el antirretroviral Efavirenz, podría afectar el sistema nervioso central, trastornos hepáticos y erupción cutánea grave; esto junto con las bebidas, podrían acentuar los riesgos a sufrir problemas hepáticos o sensibilidad de la persona.

Michiel toma sus medicamentos todos los días Foto: Marlon Castillo

Un estudio realizado en Estados Unidos demostró que alrededor de la mitad de las personas con el  VIH en tratamiento antirretroviral se salteaban la medicación cuando bebían alcohol, un comportamiento desaconsejado que según los investigadores podría aumentar la carga viral en los infectados. La investigación, publicada en Journal of General Internal Medicine, siguió durante un año a casi 200 personas con VIH que tomaban antirretrovirales y bebían alcohol. Los expertos descubrieron que el 51 por ciento dejaba de tomar su medicación cuando bebía. Si bien eso puede deberse a los olvidos en estado de ebriedad, una extendida y errónea creencia de que mezclar el alcohol con los fármacos puede ser tóxico parece haber jugado un importante papel.

Ante cualquier interacción entre los medicamentos, deberá llamar al médico para estar seguro que la situación no pase a mayores.

Nuestra emisora desea dar unos pequeños consejos a nuestros lectores y oyentes, para que puede tener una reunión feliz y sin contratiempos:

Cuidados en la salud 

  • Si usted vive con el VIH, debe tener en cuenta que las bebidas de alcohol, deben ser moderadas, pues pueden hacer interacción con sus medicamentos que ingiere.
  • Evite comer muchas grasas o ensaladas a base de verduras crudas, porque le podría ocasionar males estomacales.
  • Si va de campamento lleve sus medicamentos, agua y algunas tomas de más por si se presentan contratiempos.
  • Si tiene citas médicas, deberá salir mucho antes del tiempo estipulado, pues el tránsito vehícular ocasiona congestionamiento y demoras.
  • Debe memorizar el nombre de sus medicinas, para que en cualquier eventualidad, conozca de su tratamiento.
  • Recuerda tener a la mano el teléfono de serenazgo, bomberos y el 105 de la Policía Nacional ante cualquier emergencia.

Feliz 2017.