Usar un casco de buena calidad puede reducir el riesgo de muerte en un 40% y de lesiones graves en un 70% aproximadamente. Solo 44 países, que representan el 17% de la población mundial, tienen leyes sobre el uso del caso por los motociclistas que están en consonancia con las mejores prácticas, esto es, que se aplican a todos los conductores y pasajeros y a todos los tipos de carreteras y motores, que exigen que se ajusten los cascos y que hacen referencia a una norma específica relativa a la calidad de los cascos.

Usar un casco de buena calidad puede reducir el riesgo de muerte en un 40% y de lesiones graves en un 70% aproximadamente. Solo 44 países, que representan el 17% de la población mundial, tienen leyes sobre el uso del caso por los motociclistas que están en consonancia con las mejores prácticas, esto es, que se aplican a todos los conductores y pasajeros y a todos los tipos de carreteras y motores, que exigen que se ajusten los cascos y que hacen referencia a una norma específica relativa a la calidad de los cascos.