La Unión Europea organiza Seminario en Lima sobre la Resistencia Antimicrobiana – Salud Humana

Lima, Perú.- El 27 de marzo tendrá lugar en Lima el Seminario Trabajando juntos en la Resistencia Antimicrobiana (AMR), evento organizado por la Unión Europea en el marco del esfuerzo que en conjunto realiza con las Naciones Unidas y las autoridades peruanas para luchar contra este fenómeno.

Esta iniciativa se enmarca en un amplio programa de cooperación internacional que la UE está realizando en siete países de América del Sur (Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Paraguay, Perú y Uruguay), para colaborar con la sensibilización de todos los sectores y de las autoridades involucradas en dicha problemática. El seminario tiene como objetivo promover una fuerte colaboración y compartir experiencias en la prevención y la contención de la resistencia antimicrobiana, así como alinear esfuerzos nacionales e internacionales a los planes de la UE y otros planes internacionales ya existentes.

La Resistencia antimicrobiana (AMR) es la capacidad de los microorganismos para resistir los tratamientos antimicrobianos, especialmente a los antibióticos. La Resistencia antimicrobiana es un fenómeno que se produce a partir de la acumulación de una serie de factores como el uso excesivo e inapropiado de medicamentos antimicrobianos en humanos y animales y por las prácticas deficientes de higiene y control de las infecciones.

Este fenómeno puede transformarse en una seria amenaza para la salud pública. Sólo en Europa, la AMR es responsable de unas 25.000 muertes por año, mientras que la mortalidad en el mundo alcanza las 700.000 víctimas por año. Se estima, además, que a partir del año 2050, morirán 10 millones de personas cada año en el mundo debido a la resistencia a los antimicrobianos, con un costo de 100 billones de dólares para la economía mundial.

La Resistencia antimicrobiana es un tema que involucra a una diversidad de actores ya que se produce en muchos ámbitos diferentes: en salud humana, en los hospitales, a nivel comunitario y también en todo lo que es producción de alimentos, dado que hoy se usan más antibióticos en producción de carne –sobre todo de cerdo y pollo– que en salud humana.

La resistencia es altísima en algunos países, sobre todo en aquellos donde el uso de antimicrobianos es indiscriminado. En esa lista entran países de Asia y Latinoamérica, debido a su utilización excesiva y a las dificultades de control por parte de los organismos gubernamentales.
Fuente: Nota de Prensa