Ministra Silvia Pessah inauguró remodelado espacio de salud, que costó 18 millones de soles, 10 de los cuales fueron donados por el gobierno de China

Lima, Perú.- La ministra de Salud, Silvia Pessah Eljay, reafirmó el compromiso del gobierno de priorizar la salud invirtiendo en infraestructura, equipamiento y recursos humanos en salud para garantizar una atención asistencial con calidad en el país.

Durante la inauguración del remodelado pabellón de cuidados intensivos, banco de sangre, central de esterilización y servicio de cocina del hospital Nacional Arzobispo Loayza, indicó que la labor del personal de salud debe ir de la mano con una adecuada infraestructura y equipamiento para ofrecer un adecuado servicio al paciente.

“El esfuerzo, dedicación, vocación y amor al prójimo de los profesionales de salud en todas las tareas que realizan día a día no serían suficientes si estos no estuvieran acompañados por la infraestructura y equipamiento adecuado”, indicó Pessah.

En esa línea, anunció que el próximo año se tiene previsto invertir nueve millones de soles en el mejoramiento de otras áreas del Hospital Arzobispo Loayza.

En tanto, precisó que para la remodelación del pabellón de cuidados intensivos se destinaron cerca de 18 millones de soles, diez de ellos donados por la República Popular de China y el restante por parte del Ministerio de Salud (Minsa).

“Esta edificación permite a este hospital ofrecer al ciudadano servicios de calidad y acortar la brecha existente entre la oferta y la demanda de servicios de salud”, refirió.

En la actividad, estuvo presente el embajador de la República Popular de China en el Perú, Jia Guide, quien destacó el trabajo conjunto entre el gobierno peruano y su nación para mejorar la vida de sus ciudadanos.

Foto: Minsa

Por su parte, la directora general del hospital Loayza, Victoria Bao Castro, agradeció el apoyo del gobierno chino por su aporte en el mejoramiento de la infraestructura de este nosocomio.

La remodelación del pabellón de cuidados intensivos es parte de un convenio entre el Minsa y la República Popular de China que también contempla maquinarias, equipos, repuestos, entre otros materiales necesarios.

Asimismo, el envío de personal técnico chino al Perú para contar con el soporte necesario que mantenga la infraestructura y este servicio en las mejores condiciones.