La convivencia con el VIH, 35 años después de descubrirse el virus

Un 20 de mayo de 1983, un descubrimiento científico, dio la vuelta al mundo.  Un grupo de científicos de Francia  habían descubierto el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH)

Escribe: Marlon Castillo / Conexión Vida 

Lima, Perú.- En el mismo año que se reportó el primer caso de VIH en el Perú, cuando una persona se encontraba en fase Sida, la revista Science publicó uno de los más importantes  descubrimientos de la medicina que ahora ha permitido que el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), no sea mortal como lo era en ese entonces.

Fueron los dos científicos franceses, Françoise Barré-Sinoussi y Luc Montagnier del Instituto Pasteur, quienes lograron aislar el virus del sida y lo purificaron, por lo que en el año 2008, se les concedió el Premio Nóbel de la medicina.

En tanto, el estadounidense Robert Gallo, fue el primero que hizo pruebas de detección de anticuerpos del virus en el organismo de una persona.

Tras el hallazgo la ciencia comenzó a estudiar el virus y posterior a ello se crearon los fármacos antirretrovirales, que han convertido al VIH en una condición crónica de salud. En el Perú, existen personas que llegan a sobrepasar los 25 años de diagnóstico y han logrado superar épocas de falta de medicamentos, mostrándose ahora mismo saludables.

Programa de Automanejo 

Sin llegar a muchas interpretaciones, el automanejo representa una estrategia prometedora en la salud preventiva y adherencia al tratamiento para aprender a convivir con el VIH.

La organización Sí, da Vida, es que la impulsó este programa hace más de 12 años en el Perú, el cual consta de 7 sesiones (una por semana) y lo desarrollan voluntarios capacitados denominados “Instructores” que van a los hospitales, centros comunitarios, centros de rehabilitación y centros penitenciarios de Lima para enseñar herramientas para que las personas con el diagnóstico del VIH aprendan a tener una vida larga, plena, digna y feliz.

Foto: Marlon Castillo

Los instructores de Sí, da Vida, reciben una intensa capacitación y además actualizaciones que les permite brindar a los participantes de los programas técnicas y herramientas como: resolución de problemas, propósitos semanales, cambios de pensamientos negativos a positivos, romper con el ciclo vicioso de síntomas, entre otras más.

Durante este tiempo, más de 3 500 personas afectadas por el VIH han llevado el programa en Lima y Callao, logrando que muchas personas tengan mejores proyecciones de vida y consigan sus metas que pensaron no podrían cumplir por el diagnóstico positivo.

Es así como trabaja el equipo de voluntarios que lleva adelante el programa bandera de Sí, da Vida, que es la única  organización no gubernamental en el país que hasta el momento tiene la licencia de la Universidad de Stanford en los Estados Unidos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here