Coronavirus: regiones recibirán 300,000 pruebas moleculares para intensificar vigilancia

Viceministro de Salud Pública destaca descenso notable de contagios y decesos por covid-19 en el país

Lima, Perú.- El Ministerio de Salud (Minsa) distribuirá alrededor de 300,000 pruebas moleculares a 22 regiones del país que cuentan con laboratorio especializado, a fin de intensificar la vigilancia epidemiológica frente al covid-19 y evitar rebrotes, dado que existe un notable descenso de contagios en todo el país.

El viceministro de Salud Pública, Luis Suárez Ognio, sostuvo en conferencia de prensa que en la vigilancia epidemiológica el primer criterio es que todo caso sospechoso que llegue a un hospital pueda ser tamizado con prueba molecular en el menor tiempo posible e identificar dónde existe transmisión de la enfermedad.

Las únicas regiones que no recibirán directamente la prueba molecular son Huancavelica, Madre de Dios y Pasco, dado que carecen de laboratorio especializado. Sin embargo, el Ministerio de Salud atenderá a esos departamentos con su laboratorio móvil “Covid Maskaq” que procesa pruebas moleculares y permite una búsqueda activa de infectados.

Dicho laboratorio móvil, cuyo nombre significa “Buscando la covid-19” en quechua, ha sido especialmente diseñado con tecnología de punta y adaptado a los exigentes estándares para diagnóstico molecular. Actualmente se encuentra en Huancavelica y luego se trasladará a Pasco.

Suárez Ognio indicó que, actualmente, existen en el país 49 laboratorios, entre públicos y privados, autorizados por el Instituto Nacional de Salud (INS) para procesar pruebas moleculares que detectan la presencia del covid-19 en el organismo.

Asimismo, adelantó que el Centro Nacional de Epidemiología del Minsa hará, entre octubre y noviembre de este año, un estudio de prevalencia de covid-19 en todos los departamentos del país, tal como se hizo en Lima Metropolitana y Callao, el cual reveló que el 25% de la población de la capital ya tiene anticuerpos para este virus.

 

Disminución de casos

El viceministro de Salud Pública destacó el notable descenso de la incidencia de contagios, así como de las hospitalizaciones y defunciones ocasionadas por la pandemia del covid-19 en el país.

“Estamos en la fase de descenso de la epidemia. Es posible que en las próximas semanas lleguemos a una situación de muy baja transmisión y que, prácticamente, pueda desaparecer la transmisión en gran parte del país o ser tan baja que no sea detectada”, aseveró.

Sin embargo, precisó que el país tiene que estar preparado ante posibles rebrotes, y para ello se debe intensificar la vigilancia epidemiológica para identificar nuevos casos y zonas de transmisión para tomar medidas sanitarias inmediatas de control y evitar que el contagio se propague.

Enfatizó que la gran lección aprendida de esta pandemia es que nuestro país necesita mejorar no solo en capacidad hospitalaria, sino en todo el sistema de salud pública.

“El Perú no tiene la cantidad suficiente de laboratorios de salud pública, tampoco la cantidad necesaria de epidemiólogos en todo el país. Tenemos que mejorar la atención primaria en salud. Que esta pandemia nos sirva para reflexionar como país y darnos cuenta que se necesita invertir mucho en salud, con una mirada al futuro, porque esta no va a ser la única pandemia que nos va a afectar y tenemos que estar preparados para todo tipo de emergencias”, manifestó.

Suárez Ognio subrayó que la población juega un papel clave en la lucha contra la pandemia y ante un posible rebrote, por lo que es fundamental que cumpla las medidas de bioseguridad imprescindibles para evitar el contagio y propagar la transmisión del covid-19: usar mascarilla, mantener el distanciamiento social e higiene frecuente de manos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí